¿Es adictiva la marihuana?

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someone

Mientras que algunos consumidores de cannabis afirman que la marihuana no es adictiva, otros creen que si lo es.

Es cierto que la marihuana es menos adictiva que el tabaco u otras sustancias. Además, algunos usuarios no muestran síntomas adictivos como ansias de consumo o abstinencia. Pero, aún así, algunos pierden el control sobre su uso, lo que lleva a una mayor tolerancia a la droga. Como resultado de ello, necesitan de más hierba para lograr el mismo efecto.

Por lo tanto, ¿es la marihuana adictiva?. Vamos a profundizar en las creencias, percepciones y ver lo que realmente califica como adicción.

Definición de ‘Adicción a la Marihuana’

Algunas personas creen en el mito de que la marihuana no es adictiva, o que es sólo “psicológicamente” adictiva. Por desgracia, estas falsas creencias se han perpetuado por una definición flexible de la adicción.

Cuando la gente piensa en la adicción física, tienden a pensar en drogas como la heroína. La abstinencia de la heroína incluye síntomas graves, como temblores y vómitos. En contraste, la abstinencia del cannabis no conduce a tales síntomas.

Lo que es más, la abstinencia de la marihuana no es peligrosa para la vida. Y como resultado, muchos ven la marihuana como más “psicológicamente” adictiva en lugar de “físicamente” adictiva.

Aún así, el Instituto Nacional sobre el Abuso de Drogas (NIDA) sugiere que la tolerancia y cualquier síntoma de abstinencia, ya sea leve o grave, refleja adicción física. Específicamente, si la tolerancia a la marihuana y los síntomas de abstinencia se producen dentro de un período de 12 meses, tu consumo se ha convertido en un problema.

Si tienes que usar marihuana para sentirse “normal” y el consumo no se puede detener a pesar de que afecta el trabajo, las obligaciones sociales o familiares, entonces puedrías ser cannabis dependiente. Incluso puedes llegar a desarrollar tolerancia a la marihuana. Esto significa, que necesitarás más hierba para conseguir el mismo efecto.

Los síntomas de la adicción

Algunas personas que consumen cannabis intensivamente y sobre una base diaria no pueden parar, incluso cuando interfiere con su calidad de vida. Según el DSM-5 (Manual Diagnóstico y Estadístico de los Trastornos Mentales), este patrón de abuso y dependencia se conoce como trastorno por consumo de cannabis.

Experimentar dos o más de los siguientes síntomas en un plazo de 12 meses puede sugerir un trastorno por consumo de cannabis:

  • Usas grandes cantidades durante un período más largo.
  • Quieres parar, pero no puedes dejar de consumir.
  • Pasas mucho tiempo tratando de conseguir marihuana.
  • Tienes fuertes ansias y deseos de utilizar.
  • Ya no puedes cumplir con tus obligaciones en el trabajo, la escuela o el hogar.
  • El uso afecta tus relaciones.
  • Continúas utilizando incluso en situaciones peligrosas.
  • Sigues usando aún cuando presentas problemas físicos o psicológicos.
  • Desarrollas una tolerancia. (a) Se necesita más cantidad para lograr el mismo efecto y (b) experimentar un menor efecto cuando se utiliza la misma cantidad.
  • Experimentas síntomas de abstinencia o consumes marihuana para aliviar/evitar los síntomas de abstinencia.

Para aquellos que utilizan cannabis intensivamente, una detención repentina del uso puede causar síntomas de abstinencia como irritabilidad, dificultad para dormir, disminución del apetito, ansiedad y depresión.

Cannabis contra otras sustancias

¿Quién se vuelve adicto al cannabis? Según el Dr. Kevin Hill, un psiquiatra de la adicción  del Hospital McLean en la Escuela de Medicina de Harvard, la mayoría de las personas que usan marihuana no se conviertan en adictos.

De hecho, los estudios muestran que sólo el 9 por ciento de los adultos que usan marihuana a diario se convertirá en adicto. El número se eleva a 17 por ciento cuando el consumo de cannabis se inicia en la adolescencia.

La marihuana difiere de otras sustancias porque los síntomas tienden a ser más sutiles. En comparación con la nicotina, la cocaína y el alcohol, la marihuana es la sustancia menos adictiva.

De acuerdo con un estudio muy citado por los investigadores del NIDA, el tabaco es la sustancia más adictiva ya que el 31,9% de los usuarios se convierten en adictos. La cocaína tiene la segunda tasa de adicción más alta (16,7%), mientras que el alcohol tiene la tercera más alta (15,4%).

En comparación con todos estas drogas, el cannabis tiene la tasa de adicción más baja – sólo el 9,1% de los usuarios se vuelven adictos.

Fuente: Leaf Science

Traducción: Cannabis Consciente

You may also like...

1 Response

  1. Francisco dice:

    La marihuana no es adictiva, y lo se por que me lo he dejado muchas veces y durante años , pero el individuo si que es así pues es más psicologico las adicciones vienen más por carencias en la niñez cura tu pasado y curas tu presente y futuro.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>