¿Qué significa la aprobación en Comisión de la Ley de Autocultivo?

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someone
Imagen original Nicolas Raymond http://creativecommons.org/licenses/by/3.0/deed.en_US Modificación: Cannabis Consciente

Imagen original Nicolas Raymond http://creativecommons.org/licenses/by/3.0/deed.en_US
Modificación: Cannabis Consciente

El día 6 de abril de 2015 la Comisión de Salud de la cámara de Diputados de Chile, aprobó y despachó el proyecto de ley que modificaría la actual Ley de Drogas (Ley 20.000). Esto no significa que ahora la marihuana es legal en Chile, ya que faltan algunos pasos para llegar a esta instancia. Explicamos en que consiste esta “aprobación”, cuales son los pasos a seguir y qué artículos fueron aceptados y rechazados.

El paso que se dio ayer en Chile, responde a una lucha de años de los movimientos cannábicos y por supuesto a un cambio en la sociedad, que exige al Estado a hacerse cargo de las demandas ciudadanas. Si bien este paso no significa que la Ley de Autocultivo entre en vigencia, permite que el proyecto de ley entre a discutirse en la Cámara de Diputados y Senadores, para luego ser promulgada. Es decir, permite la posibilidad de legislar sobre la despenalización del consumo medicinal y recreativo de marihuana, y por tanto, sobre la descriminalización de los usuarios de cannabis.

Al respecto, quisiera aclarar que al día de hoy aún no es legal cultivar marihuana en Chile, pero se espera que en un futuro cercano así sea. El siguiente paso para la aprobación de este proyecto es su discusión en la Cámara de Diputados. Si éste resulta aprobado pasaría entonces a discutirse en el Senado. Si en alguno de los dos casos, el proyecto se rechaza, quedaría fuera de discusión. Por el contrario, si el Senado discrepa o aprueba con indicaciones, se debe volver a discutir en comisión mixta (con senadores y diputados) para luego volver a votarlo. Una vez aprobado el proyecto final, éste debe ser visado por la Contraloría General de la República, quien tiene entre 1 y 3 meses para despacharlo. Luego de ese despacho, el Ejecutivo debe publicarlo en el Diario Oficial (DO) y luego de 90 días la norma comienza a regir. Hago mención de este proceso legal para aclarar que aunque esta discusión resulte prometedora aún son varios los pasos que faltan para hablar de aprobación propiamente tal.

Artículos aprobados:

  • Se autoriza el autocultivo de hasta 6 plantas por domicilio en exterior o 1 mten interior para fines medicinales, recreativos o espirituales. Si se requiere una cantidad mayor se podrá solicitar una autorización especial.
  • Se autoriza el consumo en menores de 18 años con fines terapéuticos, con prescripción médica  y bajo autorización de padres o tutor legal.
  • Se permite el porte en lugares públicos de un máximo de 10 gramos para consumo privado sin autorización previa.
  • Se permite la posesión de hasta 500 gr por domicilio.
  • Se extiende y hace compatible la ley sobre ambientes libres de humo de tabaco entre los lugares en que no estará permitido el consumo de marihuana.
  • En ningún caso se permitirá fumar marihuana en la vía pública, lugares públicos abiertos o lugares públicos dentro de un recinto privado (ej. restaurant al aire libre)
  • Las autoridades sanitarias y jurisdiccionales tendrán el control y fiscalización del cumplimiento de la norma.

Artículos rechazados:

  • Se rechaza el consumo, por cualquier medio, de cannabis en lugares públicos.
  • Se rechaza la creación de asociaciones o clubes de usuarios de cannabis sin fines de lucro.

Estos rechazos son inquietantes debido a que aquellas personas que necesiten de su medicamento en cualquier momento podrían ser multadas por consumir aceite de cannabis en lugares públicos, con lo cual se perpetúa la criminalización de los usuarios medicinales. Respecto a la creación de asociaciones de usuarios, se ha visto en Cataluña y el País Vasco, éstas representan un buen modelo que permite a aquellas personas que no pueden cultivar, poder adquirir cannabis de calidad sin recurrir al narcotráfico. Si bien son artículos legales que necesitan ajustes, a mi parecer los diputados podrían haber mejorado las indicaciones pero no rechazarlas. Ojalá esto pueda revertirse en algún punto de la discusión.

Como comentario final y personal, me parece preocupante la falta de información de algunos de los Diputados que han discutido el proyecto de ley, y el afán prohibicionista de los representantes más conservadores.

Si bien soy partidaria de una Ley que acoja y respete las libertades personales de tod@s los ciudadan@s, me quedo con el gran avance que significa que el tema se discuta en el Parlamento, es un primer gran paso. El mundo está cambiando y Chile debe avanzar con él.

 

 

 

 

 

Karina Vergara

Bióloga y curiosa de origen, los recientes años los he dedicado a investigar los efectos medicinales de la marihuana donde encontré mi pasión, dedicándome actualmente a la consultoría y terapia en base al cannabis. Creo que una sociedad con conocimiento es una sociedad empoderada. Mi deseo; ayudar en esta causa acercando el saber cannabico a quien esté interesado.

1 Response

  1. vitocus dice:

    Súper bueno el artículo! ♥

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>